Según las autoridades, la utilización del vehículo privado en Zaragoza se redujo en alrededor del 1 % en 2016, una tendencia que ha venido a la baja en los últimos años.

La concejala de Movilidad y Medioambiente, Teresa Artigas, indicó que la reducción ha sido “muy intensa” desde el segundo cinturón al centro, ya que el tráfico ha salido hacia el exterior.

Según la concejala, en cuanto a la circulación registrada en el centro de la capital aragonesa, en un año en la plaza Europa el tráfico ha pasado de 70.000 a 66.000 vehículos (6 % menos), en el Paseo Constitución de 14.000 a 11.000 (20 %) fruto de la colocación del carril bici, y en Plaza Paraíso de 59.000 a 51.000.

 

FUENTE: HERALDO